¡Que vivan los cobardes!

La semana pasada nos llegaba la noticia: dos pilotos libios aterrizaban en Malta con sus aviones de guerra de fabricación francesa Mirage F1 y pedían asilo político, por negarse a atacar a los manifestantes. Normalmente suena paradójico y casi un contrasentido que un militar se niegue a acatar órdenes y a realizar su trabajo (no hay que olvidar, que quien maneja un caza de guerra en su quehacer profesional no se dedica precisamente dar masajes de shiatsu) , pero si este acto de rebeldía sirve para salvar vidas o evitar dolor, bienvenido sea.

Los libros de historia, las calles de nuestras ciudades, el cine, la literatura, y hasta las revoluciones están plagadas, atestadas, repletas de héroes a caballo, asesinos de todo pelaje, genocidas históricos, sátrapas de medio pelo… Sin ir más lejos, en la Plaza del Arenal de Jerez de la Frontera, aún cabalga impasible ante la historia (y lo que es peor, ante la ciudadanía satisfecha) un insigne fascista local.  Nulas son las referencias al sufrimiento creado por estos “héroes”: sus víctimas no parecen ser dignas de la memoria colectiva.

Sé que no resulta ni glamouroso ni épico, pero por eso mismo reivindico el papel de los cobardes en la historia, porque en muchas ocasiones, algunos y algunas han tenido que ser muy valientes para plantarse a la ocupación palestina (como los insumisos israelíes) , para darse la vuelta y negarse a disparar (como unos pocos soldados chinos en Tiananmen), para decir conmigo no cuenten (como tantos jóvenes norteamericanos durante la guerra del Vietnam), o para simplemente, salir corriendo…

Hablando de cobardes, no puedo evitar que se me venga a un lugar indeterminado del cuerpo, una vieja canción de Victor Manuel: El cobarde.

Y puestos a pedir espacios para “heroicidades alternativas”, me quedo con mi favorita, Rosa Parks:

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Feminismos, Masculinidades, Pacifismo, Violencias masculinas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s